Blue Banan Brand
[wpdreams_ajaxsearchlite]
Blue Banana Brand

Caso de éxito: Blue Banana Brand

Lectura: 6 min | 24 Jun 21

Hay quien dice que emprender en España es imposible, que está todo en contra y más con la que está cayendo. Pero luego te encuentras con casos como el de Blue Banana Brand. O lo que es lo mismo, Juan Fernández-Estrada y Nacho Rivera. Dos jóvenes que han roto todos los paradigmas y han alcanzado su sueño. Crear una marca de moda que le planta cara a los gigantes del sector y que ha enamorado a millones de usuarios a través de las redes. Hoy tenemos la oportunidad de charlar con ellos sobre su aventura empresarial.

En Blue Banana Brand apostáis por cambiar el mundo cambiando el estilo de vida de las personas, por una nueva forma de ver y entender la vida, por una nueva aventura. Pero, ¿cómo comenzó la vuestra? Contadnos cómo dos jóvenes como vosotros decidisteis emprender esta aventura llamada Blue Banana Brand.

Nacho: Juan y yo somos amigos del colegio desde pequeños. En 2016, cuando teníamos 19 años y estábamos en la universidad, hicimos un viaje en Interrail por Europa y en Amsterdam comenzamos a idear el proyecto. Allí se originó nuestra icónica X étnica, la cual nos tatuamos y que desde entonces es el logo de nuestra marca.

Juan: Ambos éramos fans de marcas que estaban empezando a vender bien haciéndose valer del poder que estaban ganando en las redes sociales. Veíamos una oportunidad, que, unida a nuestro deseo de emprender, el poco riesgo que asumíamos (nuestra inversión total fue de 3.000 euros entre los dos) y la confianza en nuestra marca y en nosotros mismos, nos hizo plantearnos «Si hay gente que está haciendo esto, ¿por qué no nosotros?».

¿Qué productos ofrece Blue Banana?

Nacho: Los productos estrella de Blue Banana son las camisetas, sudaderas y hoodies (sudaderas con capucha), donde la línea insignia es la colección Classic, con la X bordada en tejido étnico. Estas prendas son nuestro best seller y por lo tanto las que mejor se venden y más gustan a nuestro público.

Juan: En los últimos tiempos hemos diversificado nuestro producto creando prendas pensadas para los días más fríos del año como nuestro abrigo Jambo, que es bastante popular.  Este verano estamos potenciando nuestra línea de bañadores para chicos y, por primera vez también para chicas; ambos están funcionando fenomenal.

La X es el origen de vuestra marca a partir de vuestro viaje a Amsterdam cuando teníais 18 años. ¿Cuál creéis que ha sido vuestro “factor X” del éxito?

Juan: Desde el primer momento apostamos por el mundo digital. Internet es un lugar donde (a pequeña escala) las barreras de entrada no son importantes y con pocos recursos se pueden hacer muchas cosas. Decidimos lanzarnos sin experiencia alguna, pero con muchas ganas de aprender y de crear una marca.

Nacho: Efectivamente, desde el principio nos lo tomamos muy en serio y vimos cómo la marca tenía capacidad para seguir creciendo rápido, aunque no nos imaginábamos que llegaríamos a los datos que tenemos ahora. Nunca nos ha faltado la confianza, el esfuerzo, la ilusión y las ganas, que junto con muchos otros factores (en los cuales incluimos la suerte), nos han permitido ir creciendo año a año, y de alguna manera, son nuestro factor de éxito.

blue banana brand

Nos encanta vuestro “No hacemos ropa. Hacemos ruido”. Explicadnos un poco más qué significa para vosotros.

Nacho: Siempre tuvimos claro que la viabilidad y el futuro de nuestra empresa pasaba por ser capaces de crear una marca. La mayoría de las empresas en el sector textil te venden un producto, pero nosotros siempre hemos tenido claro que queríamos ir más allá, queríamos ofrecer una experiencia, una forma de vida. Y es por ello que nos hemos obsesionado con el objetivo de «hacer marca» y diferenciarnos por ser aquellos que han entendido (y te hacen ver) que esto va de otra cosa.

Juan: En línea con eso, uno de nuestros valores diferenciales es el contenido que generamos. Creemos que aportamos valor a nuestros seguidores y consumidores, hacemos ruido, le damos mucha importancia a todo lo audiovisual, a la tecnología y a la naturaleza y, además, hacemos ropa.

¿Qué barreras os habéis encontrado durante estos años y cómo las habéis superado?

Nacho: La mayor barrera es ser capaces de seguir creando marca. No queremos ser una marca o moda pasajera, y llevamos trabajando poniendo el foco en esto durante varios años.

Juan: Sí, además de esta, hay otras muchas dificultades que van surgiendo día a día y que tratamos de afrontar de la mejor manera, entre las que destacaríamos la gestión de un buen equipo alineado con los objetivos y el propósito de la marca, la expansión internacional, los tiempos de logística…

Si pudierais cambiar alguna decisión que tomasteis o algún error en el pasado ¿cuál sería?

Juan: En el pasado hemos tenido algunos problemas de logística. Por suerte, hicimos un cambio operativo importante y trasladamos toda nuestra mercancía de almacén. Nuestro operador actual nos ha ayudado a ofrecer un buen servicio a nuestro cliente y hemos sido capaces de no retrasarnos en la preparación y el envío de pedidos, algo que no fuimos capaces de gestionar el año pasado.

Nacho: Es muy importante trabajar con un socio que te transmita confianza en la parte logística. Nosotros siempre decimos que es la parte “fea” que no se ve, pero es una de las más importantes para que funcione nuestro negocio. En cualquier caso, todos los días se aprende algo y, aunque siempre lo evitamos, no nos asusta equivocarnos si eso significa encontrar oportunidades de mejora.

¿De qué manera ha afectado esta pandemia a vuestro negocio y cómo habéis reaccionado para seguir adelante?

Juan: Hemos tenido la suerte de afrontar la pandemia sin tiendas físicas y por tanto una estructura grande de costes fijos. El no habernos visto perjudicados por esto, por un lado, y beneficiados por el auge de la venta online por otro.

Nacho: Sí, nos lanzamos al offline a finales de año, con nuestra primera tienda física en el centro de Madrid (Calle Fuencarral, 47).  La decisión de llevar a cabo una estrategia omnicanal una vez la marca estuviese medianamente consolidada en el online estaba tomada desde antes de la pandemia. Ahora bien, las grandes oportunidades que aparecieron teniendo en cuenta la situación en la que nos encontramos, nos ayudaron a dar el paso.

Vuestra estrategia de ventas ha enamorado a miles de jóvenes a través de una de las herramientas más poderosas hoy en día: las redes sociales, en especial Instagram. ¿Por qué elegisteis este canal para conectar con vuestro público?

Nacho: Desde el comienzo Instagram fue nuestra principal fuente de tráfico. Siempre ha sido el motor principal de la marca. Allí nos sentimos en casa, interactuamos, nos divertimos, compartimos aventuras… en definitiva, es nuestra ventana al mundo para poder mostrarle lo que hacemos y la pasión que le ponemos.

Juan: Nuestro equipo está creciendo mucho y con él nuestra estrategia y recursos para poder empezar a jugar en otros canales como son Youtube o Tik tok donde cogemos profundidad de marca y generamos engagement con nuestro cliente objetivo respectivamente.

Estamos acostumbrados a ver cómo negocios con tiendas en el mundo real y dan el salto a internet, comenzando a vender online. Sin embargo, vuestro caso fue al contrario. ¿Por qué decidisteis dar ese salto? ¿Qué factores tuvisteis en cuenta a la hora de tomar esa decisión?

Nacho: Teníamos claro el orden. Hasta que no tuviésemos cierta consolidación en el canal online no íbamos a entrar en el offline. Dimos el salto porque entendemos que una estrategia omnicanal es la opción de negocio más completa para consolidarse en el mercado.

Juan: Nuestro objetivo es continuar en esa línea. Planeamos abrir tiendas en Sevilla y Barcelona en los próximos meses. Además, queremos seguir creciendo con nuestro ecommerce fuera de España, en países como Alemania, Francia o Portugal.

Blue Banana Brand está muy comprometida con todo lo que es la sostenibilidad y el cuidado del planeta ¿Qué iniciativas estáis llevando a cabo para hacer realidad este compromiso?

Nacho: Nosotros siempre decimos que no hemos venido aquí a salvar el mundo, mentiríamos si dijésemos que este es nuestro propósito. Ahora bien, ya que trabajamos en esta industria y cada vez con mayor volumen, vamos a tratar de tener el menor impacto posible.

Juan: Es por ello que nuestras producciones y packaging se hacen con materiales sostenibles. Por otro lado, nuestra opinión con respecto al origen no es el dónde sino el cómo. Y por último, es muy importante hacer las compras de manera responsable para no tener que hacer grandes descuentos o liquidaciones (de hecho, nosotros hemos pecado en este sentido y sufrido alguna que otra rotura de stock).

¿Y cómo os planteáis el futuro? ¿Hasta dónde queréis que llegue vuestra aventura?

Nacho: Siempre hemos sido muy prudentes con nuestro crecimiento (esto no tiene nada que ver con la ambición, sino con la confianza ciega en nuestra marca, en el proyecto y un ritmo de crecimiento sostenible). Nuestro objetivo es seguir paso a paso hasta donde podamos llegar.

Juan: Sí, los planes inmediatos son seguir expandiendo nuestras tiendas físicas en Sevilla, Barcelona y quizás otra ciudad y nuestro servicio de ecommerce, diversificar producto… y bueno, en general, seguir haciendo ruido y aumentando nuestra comunidad.

Si tuvierais que dar algún consejo a algún joven emprendedor como vosotros, ¿cuál sería?

Nacho: Que emprenda bien acompañado. Nosotros empezamos como “Juan y Nacho” y ya somos un equipo de casi 30 personas comprometidas con un mismo fin que funciona muy bien. Estamos muy orgullosos de ello.

Juan: También que ponga foco en lo realmente importante y lo que va a diferenciarle del resto y que trabaje con toda la confianza, ganas e ilusión que tenga en el proyecto para que salga adelante.

Os agradecemos muchísimo Nacho y Juan que hayáis compartido con nosotros esta entrevista y os deseamos todos los éxitos en el futuro. Estamos convencidos de que, con vuestro talento, podréis llevar vuestra aventura de Blue Banana hasta donde queráis.