Caso de éxito: Wuolah
[wpdreams_ajaxsearchlite]
Wuolah

Caso de éxito: Wuolah

Lectura: 3 min | 29 Sep 21

¿Quién no ha pedido o prestado apuntes en clase alguna vez? En 2015, cuatro universitarios sevillanos decidieron montar Wuolah, una plataforma en la que los estudiantes comparten sus apuntes y reciben a cambio una recompensa económica (a más descargas de otros usuarios, más dinero consiguen). Y por otro lado, los que se descargan la documentación, consiguen unos apuntes de calidad gratuitamente. Hoy tenemos la oportunidad de charlar y aprender de estos jóvenes de talento, que crearon esta startup que ya cuenta con una comunidad fiel de más de un millón de estudiantes y cuatro millones de documentos subidos.

Si os parece y para comenzar la entrevista, contadnos qué es Wuolah y cómo surgió la idea de crearla.

Wuolah surge con una necesidad que teníamos en la universidad de acceder a los mejores apuntes de la carrera. Creamos una plataforma en la que te registrabas, decías la universidad, facultad, grado y curso y por fin tenías a tu disposición los apuntes de los mejores de tu clase. Esto fue posible a que encontramos un modelo de negocio que permitía recompensar a los mejores estudiantes por cada descarga de sus apuntes sin renunciar a la que el contenido de la plataforma fuera gratuito: la publicidad en los apuntes.

¿Cuáles consideráis que son las claves de vuestro éxito en tan poco tiempo? ¿qué os diferencia de otras plataformas similares a la vuestra?

La principal ventaja competitiva que tiene Wuolah respecto a su competencia es la comunidad que tiene detrás. Hay estudiantes que literalmente aprueban gracias a Wuolah, en Twitter hay muchos testimonios de cómo les hemos ayudado.

Wuolah

Lanzar una startup no es fácil, ¿qué barreras os habéis encontrado a la hora de poner en marcha vuestro proyecto y desarrollarlo? ¿Cómo las habéis superado?

Las principales barreras fueron las de necesitar equipo con el que comenzar a desarrollar la plataforma. Siempre hay gente inquieta que está dispuesta a unirse a un proyecto si este le atrae, eso ocurrió con Wuolah desde sus inicios.

Otro tema es el de la financiación con la que empezar, pero ocurre al igual que con el equipo, hay inversores buscando invertir en cada sector en los que son especialistas. Aquí lo importante es buscar al correcto compañero de viaje, porque al fin y al cabo estaréis en el mismo barco por varios años.

¿De qué manera las herramientas digitales os ayudan en vuestra gestión interna en Wuolah? ¿Cuáles utilizáis?

Las herramientas digitales nos ayudanen Wuolah a estar mejor comunicados y organizados. Por ejemplo, Google Workspaces para los correos y Google Drive para el almacenamiento, Notion para documentar todos los procesos y gestión de tareas o Slack para comunicación interna.

¿Qué papel tienen las redes sociales en vuestra estrategia? ¿De qué manera os ayudan a relacionaros con vuestra comunidad de estudiantes? ¿Trabajáis con algún influencer?

Realmente, cuando un producto es útil no hace falta nada más. Vemos las redes sociales como un apoyo. En la actualidad estamos apostando más por Twitter, donde vemos a la comunidad muy involucrada.

Vosotros habéis participado en el Programa Minerva, la aceleradora promovida por la Junta de Andalucía y Vodafone ¿cómo fue la experiencia de participar en una aceleradora de startups? ¿en qué os ayudó el Programa Minerva?

El Programa Minerva ayuda a profesionalizar la compañía en las fases más tempranas. Nuestra experiencia ha sido muy positiva, nos dio mucha visibilidad y nos ayudó a retener talento.

¿Habéis realizado alguna ronda de financiación con inversores? ¿Cómo es ese proceso?

Hasta la fecha hemos realizado con éxito varias rondas de inversión. Se trata de un proceso que te permite crecer más rápido, pero hay que estar preparado para ello. Primero hay que identificar si tu proyecto está en la fase adecuada para recibir financiación y después hay que prepararse para ello. Lo ideal es identificar a qué inversor te gustaría tener como socio y tratar de atraerlo al negocio.

Si pudierais cambiar alguna decisión que tomasteis o algún error en el pasado ¿cuál sería?

De todas las decisiones fallidas hemos aprendido algo. Quizás diría que nos hubiera gustado internacionalizar la compañía antes, pero cada paso que damos tratamos de darlo con firmeza.

Tras todo este tiempo impulsando Wuolah, ¿de qué os sentís más orgullosos?

De que hoy día 1 de cada 2 estudiantes universitarios o preuniversitarios españoles han utilizado Wuolah en el último curso. Es una satisfacción enorme.

¿Cómo os imagináis Wuolah en 5 o 10 años?

Imaginamos Wuolah como la plataforma global en la que puedes aprender de cualquier cosa. Una plataforma basada en creadores de contenido que viven de enseñar aquello que les apasiona, enseñar.

Y para terminar, ¿qué consejos le daríais a futuros emprendedores que estén pensando en lanzar su startup?

Que antes de lanzar validen que se trata de una necesidad real que el mercado necesita o que aceptaría. Emprender es una tarea complicada y sacrificada, pero que puede traer enormes beneficios.

Muchas gracias a los cuatro por compartir con nosotros vuestra aventura de éxito. Ha sido un verdadero placer. Estamos convencidos de que será un ejemplo de inspiración para muchos otros jóvenes emprendedores como vosotros.