[wpdreams_ajaxsearchlite]

Cómo afectan a tu negocio los nuevos decretos sociales del Gobierno

Lectura: 4 min | 1 Abr 19

El Gobierno ha aprobado varios decretos sociales que conciernen a los trabajadores y, como consecuencia, también a las empresas y autónomos. Para empezar, será de obligado cumplimiento establecer un registro horario que combata la precariedad laboral. Además, se han fijado nuevas bonificaciones para la contratación de colectivos en peligro de exclusión. Te mostramos cómo repercutirán estas medidas en tu negocio.

2019 está siendo un año de muchos cambios para autónomos, emprendedores y empresarios. Comenzó, entre otras novedades, con el incremento del Salario Mínimo Interprofesional, la subida de la cuota, modificaciones en la cotización por contingencias comunes o un ascenso de la prestación por cese de actividad. Pero eso ha sido solo el principio. Desde el Ejecutivo la actividad no ha cesado en estos primeros meses de año.

Las últimas modificaciones tienen que ver con los denominados ‘decretos sociales’. Es probable que no todos te afecten de manera directa, pero sí hay varios de aplicación general. Por esto, queremos repasar todas las disposiciones una a una y ayudarte a conocer su alcance.

Bonificaciones por contratación

La primera de las disposiciones tiene que ver con la contratación. Concretamente, con la de los desempleados de larga duración inscritos en el SEPE. Y, cuando se habla de larga duración, se refiere a más de 1 año. O, al menos, 12 meses de los últimos 18. En este caso, la parte contratante se beneficiará de una bonificación en la cuota a la Seguridad Social durante 3 años. El montante es de 108,33 euros mensuales (1300 euros al año), 125 euros (1500 euros al año) si la contratada es una mujer.

Bonificación por la contratación de parados de larga duración

Baja por paternidad

Además de potenciar el empleo, otra de las motivaciones de estas nuevas medidas es la de fomentar la igualdad.  En este sentido, el Real-Decreto ley aprobado el pasado 1 de marzo explicita que el permiso de paternidad será igual al de maternidad. Esto es, llegará a las 16 semanas.

Hasta alcanzar esta duración, prevista en 2021, el incremento será gradual. Durante este 2019 se pasará de 5 a 8 semanas de permiso. En 2010, de 8 a 12. Finalmente, en 2021 se alcanzará la equiparación con 16 semanas. Con este cambio se busca el reparto equitativo en los cuidados entre los miembros de la pareja. Pero también, que la maternidad no pueda suponer un castigo en el mercado laboral.

Equiparación baja por paternidad

Registros de sueldos para combatir la brecha salarial

La de la equiparación de las bajas no es la única medida encaminada a alcanzar la igualdad. Otra de las novedades aprobadas por el Gobierno persigue el mismo objetivo. También, el de reducir la brecha salarial. Se trata de la obligación, por parte de las empresas con más de 50 trabajadoras, de elaborar registros con los sueldos de los empleados y empleadas.

En estos registros deberán figurar los valores medios de los salarios, complementos salariales y percepciones extrasalariales. Además, deberán registrarse desagregados por categoría profesional y sexo.

Esta norma no es de aplicación inmediata, pues es necesario desarrollar un reglamento sobre la publicación de las tablas salariales. Unas tablas que la plantilla podrá conocer mediante los delegados sindicales o los comités de empresa.

Por último, todas las medianas empresas (a partir de 50 trabajadores) deberán, en un plazo de 3 años, contar con planes de igualdad. Las entidades con entre 100 y 150 empleados deberán tenerlo en 2 años. Las que cuenten con entre 151 y 250, dispondrán de solo 1 año. Recordamos que este plan solo era obligatorio, hasta ahora, para las compañías con más de 250 empleados.

Registro horario contra la precariedad laboral

Otro decreto de reciente aprobación es el Real Decreto Ley 8/2018 de 8 de marzo. Esta normativa modifica el Texto Refundido del Estatuto de los Trabajadores, específicamente el artículo 34 en su apartado 7.

Resumidamente, esta modificación establece la obligatoriedad de registrar el inicio y el final de la jornada laboral. ¿Con qué finalidad? Principalmente, garantizar que los horarios de trabajo se cumplen. También, facilitar el control de éstos por parte de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social. La fecha límite para que todas las empresas implanten este registro es el próximo 12 de mayo.

Por lo tanto, desde prácticamente ya mismo tienes la obligación de que tus empleados ‘fichen’. Tanto a la entrada como a la salida del trabajo. Los registros deberán, además, ser diarios, guardarse durante 4 años y estar disponibles para los trabajadores, la Seguridad Social y la Inspección. En caso de incumplimiento, como empresario podrás recibir multas de entre 626 y 6250 euros.

Registro horario empresarial

Como era esperable por las características propias de algunos trabajos, la normativa tendrá excepciones. Por ejemplo, en el caso de comerciales o transportistas. Sin duda, empleos donde en ocasiones es complejo registrar la jornada de manera exacta por no ejercer en un centro específico.

Por otra parte, cada trabajador deberá recibir la relación de las horas -normales y extraordinarias- que ha hecho cada mes. Asimismo, los representantes sindicales podrán acceder al registro de toda la plantilla.

Otras bonificaciones e incentivos laborales

Por último, algunos colectivos de autónomos y empresarios también verán cómo las nuevas medidas sociales cambian algunas de sus condiciones. A continuación los enumeramos:

  • Empresas dedicadas al turismo. Si amplían los períodos de ocupación de sus trabajadores fijos discontinuos, accederán a una bonificación en sus cuotas. Si mantienen a sus trabajadores de alta (o la inician) en febrero, marzo y abril tendrán un 50% de bonificación en sus cuotas por contingencias comunes. También por desempleo, FOGASA y formación profesional de los trabajadores.
  • Empresas con trabajadores agrarios. Se pone en marcha un plan para potenciar que las empresas hagan indefinidos o fijos discontinuos aquellos contratos laborales temporales de los trabajadores agrarios. Este plan incluye una bonificación por 2 años de la cuota por contingencias comunes. La cuantía puede llegar hasta 40 euros/mes para los trabajadores del grupo 1 que cobren menos de 1800 euros. Si estos empleados son mujeres, la bonificación podría llegar a los 53,33 euros mensuales.

Estos son los principales cambios normativos que se han aprobado vía Real-Decreto ley. Todo parece indicar que no serán los últimos en los próximos meses, por lo que te recomendamos que permanezcas atento y al día de todas las modificaciones que puedan afectar a tu negocio.

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los artículos en tu email.