Cómo incorporar a empleados en épocas de pandemia
[wpdreams_ajaxsearchlite]
Empleados

Consejos para reincorporar a tus empleados a sus centros de trabajo

Lectura: 4 min | 22 Jun 20

Autor: Arantxa Herranz

Aunque la recomendación sigue siendo teletrabajar en aquellas situaciones que así lo permitan, poco a poco se está realizando la vuelta a los centros de trabajo, bien de manera total o parcial.

Para volver a estas rutinas y hacerlo con seguridad, se deben tomar una serie de medidas y respetar una serie de protocolos sanitarios.

Preparar el lugar de trabajo

Bien sea una oficina, un almacén, una tienda o un bar, lo primero que debemos realizar es preparar el espacio físico. Tanto si este lugar de trabajo ha estado completamente cerrado como si ha estado parcialmente operativo, las medidas de limpieza e higiene deben extremarse.

  • Realiza un primer proceso de desinfección a conciencia días antes de que se vayan incorporando los trabajadores, sobre todo por si los agentes limpiadores utilizados puedan resultar tóxicos.
  • Contrata a personal de limpieza para que repase y limpie tu lugar de trabajo y el material todos los días. Para ello, en primer lugar, se debería limpiar con agua y jabón para, posteriormente, desinfectar. Se recomienda utilizar lejía u otro desinfectante para las superficies de trabajo, teclados, máquinas de vending, barandillas y pasamanos, así como puertas, interruptores, teléfonos, brazos de sillas y los baños, entre otros.
  • En cuanto a dispositivos electrónicos (como tabletas, pantallas táctiles, teclados, controles remotos y TPV), se recomienda colocarles una funda que pueda limpiarse y emplear toallitas con algo de alcohol.
  • Evidentemente, las personas que se encarguen de estas labores de limpieza deben ir con guantes desechables para limpiar y desinfectar.
  • Si, además, nuestros empleados deben llevar algún tipo de uniforme o ropa especial, se recomienda también lavarlos según las instrucciones del fabricante y, a ser posible, a la máxima temperatura de agua permitida.
  • Otra de las medidas recomendadas es la toma de la temperatura de empleados y clientes con cámaras termográficas

Preparar la llegada de los trabajadores

En función del negocio y de la actividad del mismo, los trabajadores pueden volver a sus puestos de manera paulatina o todos a la vez. En cualquier caso, cuando varios empleados vayan a trabajar el mismo día se recomienda hacerlo de forma escalonada, para que no se produzcan, por ejemplo, aglomeraciones en los ascensores.

Antes de que se reincorporen a sus puestos, las empresas deberían facilitarles las recomendaciones que deben tenerse en cuenta. Lo ideal es dejar por escrito cuáles deben ser las nuevas normas a partir de la reincorporación al puesto de trabajo. Es decir, que debemos elaborar una especie de guía de estilo y enviarla previamente para que todos sepan cómo y cuándo volver al trabajo de la forma más segura.

Evidentemente, todas estas recomendaciones no siempre serán posibles y efectivas. Muchas empresas, además, se enfrentan al reto de tener que reordenar y rediseñar su lugar de trabajo, casi en tiempo exprés.

Aunque algunas consultoras ya han hecho las primeras guías para adaptar estos espacios de trabajo a la nueva situación, hay otras medidas que sí son más fáciles de implementar, como evitar realizar reuniones innecesarias y apostar por vías telemáticas para hacerlos.

Carteles recordatorios

Otra medida efectiva es ir colocando por distintos puntos del lugar de trabajo carteles que, de modo gráfico, nos recuerden algunas de las principales medidas de protección y seguridad que los empleados y clientes deben tener en cuenta

  • No tocarse la cara
  • Lavarse las manos con frecuencia, especialmente antes y después de comer, fumar o ir al lavabo
  • Usar geles hidroalcohólicos
  • Mantener la distancia de seguridad
  • Evitar reuniones informales
  • Evitar “paseos” en los lugares de trabajo
  • Estornudar en la parte interior del codo
  • En la medida de lo posible, respetar esos 2 metros de separación entre trabajadores.

Insistimos en que el teletrabajo sigue siendo la opción recomendada por las autoridades sanitarias. El hecho de que los menores sigan sin colegio y de que hay pocas probabilidades de que se puedan llevar a cabo campamentos hace que el teletrabajo sea también una medida de conciliación bien recibida por los padres de estos menores.

Salvoconducto para ir a trabajar

Si tus empleados tienen que moverse por varias provincias durante estas semanas, es necesario que lleven debidamente acreditado que sus desplazamientos son por motivos laborales.

La empresa debe facilitar un salvoconducto a estos empleados. El Ministerio de Sanidad facilitaba, a través del BOE, un modelo de declaración responsable. Aunque estaba pensado para trabajadores esenciales durante los días de permiso retribuido recuperable, su texto puede aplicarse para los trayectos entre aquellas provincias que aún no estén en Fase 3.

En cualquier caso, y aunque toda España está ya, como mínimo, en Fase 1 y, por tanto, se permiten los desplazamientos entre distintas localidades, sería recomendable que todas las personas que se tengan que viajar para ir a sus puestos tengan esta autorización de la empresa, especialmente si los trayectos se realizan en horarios protegidos para el paseo de determinados grupos de población. Nos garantizaremos, así, que no hay ningún problema en caso de que las autoridades nos pidan la identificación y autorización.

Por último, y no por ello menos importante, es conveniente recordar que, cuando se vuelva a casa del trabajo a sus domicilios, todas las personas deberían extremar sus medidas de higiene, sobre todo si conviven con personas de grupos de riesgo.

Para más información, puede consultar la Guía de Buenas prácticas en los centros de trabajo que el Ministerio de Sanidad ha elaborado.

Autor

Arantxa Herranz

Periodista y freelance. Especializada en tecnología e innovación, Internet, papel, radio.

Le puedes encontrar en:

Twitter: @aherranz

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los artículos en tu email.