[wpdreams_ajaxsearchlite]
contenido_seo

El contenido duplicado en SEO: cómo identificarlo y evitarlo

Lectura: 5 min | 9 Abr 18

Autor: Alex Serrano

Cuando hablamos de contenido duplicado lo primero que pensamos es en contenido plagiado o copiado, ¿verdad? No se suele tener en cuenta otro tipo de contenido duplicado, el interno de una web. Cualquiera de los dos tipos puede afectar notablemente tu posicionamiento web. ¿Quieres saber cómo evitarlo?

Una de los objetivos de Google, y prácticamente de cualquier motor de búsqueda es ofrecer el contenido de mejor calidad a los usuarios. Para ello existen algoritmos penalizadores. Estos trabajan en busca de webs con contenido duplicado, pobre, escaso o copiado… Es decir, buscan webs que lo hacen mal para penalizarlas y así no mostrar nunca a los usuarios en los resultados páginas que no tengan contenido de calidad.

Más allá de los juicios éticos y de la legalidad, el plagio de contenido puede llevar a consecuencias muy graves en cuanto a SEO. Pero no todo el contenido duplicado afecta por igual. Vamos a ver los dos tipos de contenido duplicado y cómo estar preparado si quieres posicionar tu empresa en Google. Existen dos tipos duplicado: interno y externo. Te lo detallo a continuación:

1. Contenido duplicado interno

¿Qué es el contenido duplicado interno? ¿Lo habías escuchado alguna vez? No es el más habitual y en ocasiones ni se plantea que pueda existir. No obstante, suele ser más habitual de lo que crees.

El contenido duplicado interno son aquellos contenidos, párrafos, textos que se encuentran exactamente igual en varias páginas de una misma web. Bien porque lo has duplicado de forma manual o bien porque se ha generado de forma automática (y sin darte cuenta).

  •  ¿Puedes ser penalizado por contenido duplicado interno?

Es muy complicado que Google pueda llegar a penalizarte por duplicidades internas. Por mucho contenido duplicado que tengas, es improbable. Ahora bien, aunque lo peor no pueda ocurrir, te conviene estar pendiente. Tener contenido duplicado resta valor a tus páginas, las hace competir entre ellas y todo esto puede afectar al posicionamiento de esas páginas.

  •  Cómo detectar contenido duplicado interno

Si tú eres el responsable de la web y de sus contenidos sabrás si has podido utilizar los mismos textos en varias páginas. En este escenario es sencillo, pero puede que se haya generado contenido duplicado interno y no seas consciente de ello. La herramienta que te recomiendo que empieces a utilizar para detectarlo es Siteliner. Es gratuita hasta un número limitado de URL y te permite descargar un informe de manera gratuita para tu revisión. En el caso de que no sea suficiente su coste es bastante bajo, comparado con otras herramientas del sector.

Siteliner, cuando incluye tu dominio te dirá el porcentaje de contenido duplicado interno que ha encontrado en tu web. Intenta siempre no superar el 10%, pero cuanto más bajo sea, más optimizadas estarán tus páginas. Una vez has analizado tu web, la herramienta te dirá qué URL tienen textos que coinciden con otras de tu misma web. Tendrás que ir una por una comprobando qué contenido es el que más se repite.

Siteliner distingue por colores según la gravedad de la duplicidad.

Siteliner distingue por colores según la gravedad de la duplicidad. Céntrate en el contenido que aparece marcado en rojo, es el que más se está duplicando. Comprueba cuáles son las páginas que coinciden con la página que estás analizando desde View Page Summary. Ahora decide cómo solucionar el problema, siempre y cuando exista una solución.

La acción que debes llevar a cabo para solucionarlo dependerá de la naturaleza de la duplicidad. Si es un texto que has copiado manualmente, puedes volver a redactarlo con palabras distintas, sinónimos o dándole una vuelta al texto. También puede ocurrir que se haya generado automáticamente, algo que veremos en el siguiente punto.

No te preocupes por partes de la web que te aparecen como duplicadas como los menús, migas de pan, contenidos en barras laterales o en el footer. Es algo normal y no puedes hacer nada, además, suele significar un porcentaje muy pequeño de duplicidad.

 Comprueba cuáles son las páginas con contenido duplicado

  • ¿Cómo evitarlo y solucionarlo?

El contenido duplicado interno suele generarse por lo mismos motivos. Una opción que ya hemos barajado es que el propietario o gestor de la web incluye el mismo contenido o fragmentos en distintas páginas. Imagina que incluyes un párrafo de 200 palabras hablando sobre tu empresa en 5 páginas o URL distintas. El contenido está exactamente igual en 5 páginas de tu web.

La solución ante estos casos es en primer lugar plantearse si ese contenido realmente debe estar en todos esos lugares, si aporta o en cambio, podría obviarse. En el caso de que deba estar o tengamos páginas que necesitemos que hablen prácticamente de lo mismo, deberás cambiar en la medida de lo posible el texto. Sinónimos, frases en otro orden. Decir lo mismo pero con otras palabras.

Otro caso, muy común, es el contenido duplicado generado automáticamente. Significa que hay ciertas páginas o secciones de nuestra web que incluyen textos de forma automática. Suele ocurrir con categorías de productos, categorías de blog, tags, páginas de autor, paginaciones (page 2, page 3, page 4…), productos de un eCommerce que comparten descripción, etc.

Dependiendo de dónde se encuentre esa duplicidad, habrá que actuar de una forma u otra. En ocasiones, cuando encontramos contenido duplicado en tags, categorías de blogs, páginas de autor y paginaciones, se opta por desindexar estas páginas. Es decir, hacer que Google no las rastree. De esta forma evitamos que lo cuente como duplicado.

En tiendas online es más complicado tomar una decisión. Quizás puedas añadir una descripción parecida en productos iguales en los que solo cambia por ejemplo, el color del producto. También puede ocurrir que el contenido duplicado esté en productos y categorías/subcategorías. En ese caso, habrá qué decidir si dejar todo indexado u optar por trabajar a nivel de SEO, las categorías y subcategorías. Aquí te cuento más sobre cómo eliminar el contenido duplicado interno.

2. Contenido duplicado externo

Cuando hablamos de contenido duplicado externo nos referimos a contenido plagiado desde otra web o a otras páginas.

Es más grave, además de por motivos legales, por motivos de SEO. Los algoritmos de Google lo persiguen, en concreto Google Panda, centrado en la calidad del contenido, que seguirá siendo uno de los pilares fundamentales del SEO en 2018.

  •  ¿Puedo ser penalizado?

Sí, Google puede llegar a penalizarte de forma manual y mediante los algoritmos. Los algoritmos intentarán encontrar este contenido. Y si bien es cierto que no siempre lo encuentran, puede que encuentre el tuyo y te penalice.

  • Cómo evitarlo

La respuesta es sencilla. Genera tus propios contenidos, no copies ni completa ni parcialmente contenidos ajenos. Correrás un gran riesgo. Ahora, puede ocurrirte que sean otros quienes te copian contenido a ti. Pensarás que el problema lo tienen ellos, que serán penalizados. Esto no siempre es así, ya que Google no detecta todo el contenido plagiado e incluso a veces no sabe quién ha sido el infractor.

Para evitar que eso ocurra, que te hayan plagiado contenido y se estén aprovechando sin ser penalizados Google pone a tu disposición una herramienta para denunciarlo. En esta página de Google puedes denunciar la página que te ha copiado el contenido. Debes asegurarte pues es una denuncia formal ante la DMCA. Si estás en lo cierto, Google actuará en 24-48h eliminado ese contenido de su índice.

  • ¿Cómo identificarlo?

Existen varias herramientas para controlar el contenido duplicado externo. Una de las más utilizadas es Copyscape, también gratuita pero con limitaciones. En este caso tendrás que analizar URL por URL y Copyscape te dirá que páginas hay en Internet con contenido igual, parcial o completo. Tras esto tendrás que valorar quién es el propietario del contenido original.

También existen otras herramientas que permiten subir docs, archivos txt o copiar un texto que quieras analizar. Estas son algunas:

  1. Plagiarisma.
  2. Plagium.
  3. Duplichecker.
  4. Similar Page Checker.

Cualquier plan de SEO debería tener una apartado que se centre en el contenido duplicado. Ambos pueden generar problemas y son importantes. Utiliza las herramientas que te he contado arriba. Intenta bajar en la medida de lo posible las duplicidades internas y vigila el contenido duplicado externo. Tanto tu SEO on page como Google te lo agradecerán.

Alex Serrano

Autor

Alex Serrano

Consultor de Marketing Online y Posicionamiento Web. Es profesor en el Máster de Marketing Digital de Aula CM, especializado en SEO y Google Analytics. Da vida a su blog en alexserrano.es desde hace más de 6 años.

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los artículos en tu email.