[wpdreams_ajaxsearchlite]
mobile_firts_index

Mobile First Index: ¿qué debes tener en cuenta para posicionar mejor?

Lectura: 5 min | 23 May 18

Autor: Alex Serrano

Tras varios años de especulaciones y de espera, el Mobile First Index de Google ya está aquí. Las previsiones daban por hecho que 2018 sería el año en el que Google cambiara su índice principal a móvil y así fue. El 26 de marzo Google lo anunciaba en su blog oficial. Y ahora, ¿qué debes tener en cuenta?

Aunque te puedes imaginar lo que este cambio puede suponer a la hora de optimizar las páginas web, hay mucha confusión ante grandes cambios en el motor de búsqueda. Muchos puede incluso entrar en pánico. Así ocurrió ya con el llamado mobilegeddon en abril de 2015. Ahora es el turno de Mobile First Index.

Es necesario saber qué significa exactamente el Mobile First Index y cómo debemos reaccionar.

Qué es el Mobile First Index

Este cambio supone que a partir de ahora, Google tendrá en cuenta las versiones de una página web para móviles de cara indexar, rastrear y determinar las clasificaciones. Hasta ahora Google tenía cómo índice principal el de escritorio. Pero con el aumento de la navegación en móviles a nivel global, ven necesario centrarse y fijarse en aquellas URL para versión móvil. Este cambio tiene el fin de mostrar en este índice los mejores resultados posibles y más optimizados.

Ahora las arañas o bots de Google que más pasarán por tu web serán los de Smartphone. Son conocidos como Smartphone GoogleBots.

Esto no significa que ahora solo exista un índice para móviles. Google seguirá contando con el índice de escritorio, en el que se incluirán las versiones de escritorio de una web. Simplemente ahora se fijará de forma prioritaria en la versión móvil, con lo que optimizar esta versión se convierte en obligatorio si se quiere mantener un buen posicionamiento web.

Mobile First Index deja a un lado la versión de escritorio pero no la olvida.

Qué supone para mi web el Mobile First Index

Como punto de partida debes tener en cuenta que aunque no sea el único índice, sí será el principal. Esto hace que la versión para móviles de tu web sea la principal para Google.

Esto obviamente puede afectar a tus posiciones actuales. Y es que existe la posibilidad de que los esfuerzos de optimización y generación de contenido hayan ido enfocados a la versión escritorio. Si tu web no está igual de bien optimizada para móvil que la versión escritorio, puede afectar negativamente a tu clasificación en el motor de búsqueda.

Si hasta ahora tanto a nivel de diseño, optimización, contenido y URL, tu sitio en versión escritorio es igual que para móvil, no debes de preocuparte. Al menos no deberías realizar cambios significativos.

Qué debes tener en cuenta a partir de ahora

Antes de comenzar a ver los puntos que debes controlar, cabe hacer un par de aclaraciones sobre el Mobile First Index que pueden llevar a confusión a los webmasters.

Se puede pensar que con un sitio que ya es responsive todo el trabajo está hecho. Obviamente ser responsive es algo que ya debería estar más que superado. Google lo impuso en abril de 2015. Un sitio web que es responsive tiene una parte hecha, pero puede ocurrir que ciertas partes de esa página en móviles no se vean del todo bien, ciertos elementos se corten o no sean responsive. Puede ocurrir que la experiencia del usuario no sea óptima o la velocidad de carga sea peor.

Otra duda que puede surgir es si teniendo una versión AMP de la web es suficiente. Como sabrás, AMP (Accelerated Mobile Pages) es una versión de la web con un HTML diferente, pensando para un tipo de contenido en versión móvil (normalmente blogs y medios de comunicación, aunque va evolucionando).

La versión AMP Google no la tendrá en cuenta para indexar en versión móvil. Es decir, Google se fijará en la versión móvil no AMP a la hora de rastrear e indexar. Esto te obliga a optimizar tus URLs para móviles además de tener una versión AMP.

Ahora, una vez aclarado esto puedes tener una serie de aspectos en cuenta.

  • Contenido

En versión móvil el contenido va a seguir siendo una parte fundamental. Debes comprobar que la versión que Google va a rastrear cuenta con el mismo contenido de valor que la versión escritorio, tanto texto, imágenes, vídeos, etc. Y que todos ellos son legibles y rastreables por Google.

  • Datos estructurados

Los datos estructurados son marcados que se encuentran en el HTML, que ayudan a Google a entender mejor de qué tipo de contenido se trata.

Por un lado, los datos estructurados más importantes de la versión escritorio se deben encontrar también en la versión móvil. En el caso de que tuvieras unas URLs móviles diferentes a las de escritorio, las URLs que aparezcan en los datos estructurados en versión móvil deben ser las propias de la versión móvil.

  • Meta datos

Cuando hablamos de meta datos nos referimos sobre todo a los títulos SEO y meta descripciones. Ten en cuenta que al menos deben ser equivalentes los meta datos de sitios de escritorio y los de móvil. No es necesario que sean iguales, pueden variar pensando en optimizar el CTR de las versiones móviles.

  • Velocidad de carga

La velocidad de carga o el WPO (Web Performance Optimization) es fundamental en el SEO y deberás tenerlo en cuenta también para las versiones móviles. Optimizar los tiempos de carga en móvil todavía no es prioritario, pero lo será cuanto antes porque en julio de este mismo año Google lo tendrá en cuenta como factor de posicionamiento en el índice móvil.

Mientras, puedes ir comprobar el perfomance de tu web en móvil con Page Speed Insights o con Test My Site.

  • Sitemaps XML

A la hora de optimizar la versión móvil debes tener en cuenta todos aquellos archivos e indicaciones que ayudan a Google a entender cómo debe rastrear tu sitio. Hablamos de los mapas de sitio XML, del archivo robots.txt y de las directivas en el meta robots.

Todos ellos deben estar accesibles también en la versión móvil. Y si cuentas con URLs independientes para móvil comprueba que aparezcan el mapa de sitio XML de tu web.

  • Hreflang

Si cuentas con URLs diferentes para la versión móvil debes asegurarte que que las etiquetas hreflang, las que indican las distintas versiones de idioma de tu web, apuntan en versión móvil a las URLs correctas y no a las de versión escritorio.

Si no tienes una versión móvil

En el caso de que solo tengas una versión optimizada para escritorio y esta no sea compatible con móviles, Google te podrá indexar igualmente.

No obstante, tu posicionamiento web tras el mobile first indexing se puede ver gravemente afectado. Sobre todo en resultados móviles. Google rastreará e indexará tu versión desktop. Pero al no estar adaptada partirá con desventaja, pudiendo afectar también a tu clasificación en versión escritorio.

Un consejo sobre Mobile First Index.

El Mobile First Index se está implementando ya, de forma progresiva y en pocos meses el efecto será mucho más visible, sobre todo teniendo en cuenta la importancia del WPO a partir de julio de 2018.

Dependiendo qué tipo de web tengas y cómo hayas trabajado hasta ahora la versión móvil, tendrás que hacer más o menos modificaciones. Te recomiendo que compruebes si debes implementar cambios. E independientemente de ello, analices tu posicionamiento tanto para escritorio como para móviles. Todo con el objetivo de saber cómo te afecta el Mobile First Idex. Herramientas como SEMrush, Sistrix o Search Console pueden ayudarte.

Autor

Alex Serrano

Consultor de Marketing Online y Posicionamiento Web. Es profesor en el Máster de Marketing Digital de Aula CM, especializado en SEO y Google Analytics. Da vida a su blog en alexserrano.es desde hace más de 6 años.

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los artículos en tu email.