[wpdreams_ajaxsearchlite]
Reserva de Asistencia Social

Reserva de Asistencia Social: la nueva ayuda para los autónomos

Lectura: 4 min | 4 Feb 20

El 2020 nos trae novedades positivas para los autónomos, y es que el pasado mes de diciembre, el Boletín Oficial del Estado publicó una resolución para crear la Reserva de Asistencia Social. Pero, ¿sabe qué implica exactamente? Explicamos en qué consiste esta nueva prestación y cuáles son los requisitos para solicitarla.

El comienzo de año ha traído consigo una nueva ayuda que deben tener muy en cuenta los autónomos. Se trata de la Reserva de Asistencia Social, un beneficio para aquellos trabajadores por cuenta propia que hayan sufrido un accidente laboral o una enfermedad profesional.

Publicada el 13 de diciembre en el Boletín Oficial del Estado y en vigor desde el 1 de enero, esta retribución responde a una de los temores más habituales de los autónomos, la baja laboral. Según el III Estudio Nacional del Autónomo, más del 70% de estos trabajadores no podría coger la baja laboral por razones económicas.

¿En qué consiste la Reserva de Asistencia Social?

La resolución se trata de una nueva ayuda a los autónomos, que consiste en financiar los gastos necesarios derivados de un accidente laboral o una enfermedad profesional. Principalmente, son los gastos necesarios para readaptar el lugar de trabajo y rehabilitación de la persona. Esta reserva no solo beneficia al autónomo, sino que también se puede hacer extensible a su cónyuge y a sus familiares.

La Reserva de Asistencia Social estará destinada por las mutuas colaboradoras con la Seguridad Social, que incorporarán una Comisión de Prestaciones Especiales. Las mutuas deberán tramitarlo a través de un expediente que justifique que la situación de necesidad. Solo así podrán determinar de la forma más clara posible el importe de la ayudada concedida al beneficiario. Cabe destacar que esta ayuda solo se dará si se acredita que la causa directa es un accidente de trabajo o una enfermedad laboral.

La resolución se ofrece, también, a pagar cursos de formación profesional para renovar los conocimientos o adquirir nuevos, y así facilitar la reinserción laboral de la persona dañada.

Quote Reserva Asistencia Social

Ayudas que pueden solicitar los autónomos dentro de la Reserva de Asistencia Social

Cada accidente de trabajo o enfermedad laboral es un caso distinto. Por este motivo no hay una tabla estipulada que indique la cuantía con la cual se beneficiaría cada uno por secciones. No obstante, sí se pueden clasificar las ayudas en función de la gravedad de la situación:

  1. Rehabilitación del trabajador

Existen ayudas para pagar el ingreso en un centro sanitario o residencial para casos más graves. Se incluyen aquí personas que hayan sufrido dificultades para desarrollar acciones diarias o grandes invalideces.

Esta ayuda no solo beneficia al accidentado, sino que también se pueden solicitar ayudas económicas para sufragar los gastos de comidas, traslados y estancias de los familiares para poder visitarle.

Finalmente, todo el material necesario para la rehabilitación, tratamientos médicos recomendados, etc., también puede ser sufragado por la Reserva de Asistencia Social.

  1. Reinserción laboral

Si el accidente o enfermedad inhabilitan por completo la continuidad de la actividad laboral para el trabajador, esta resolución otorga ayudas a nivel profesional. Es decir, sufragando cursos de formación profesional para la persona accidentada. La idea es evitar que la persona pierda los ingresos que genera su empleo por culpa de un accidente laboral.

  1. Adaptación de los lugares necesarios para la actividad diaria

Si por consecuencia del accidente o enfermedad se necesita readaptar la el coche o el lugar de trabajo, la Reserva de Asistencia Social  cubre los gastos que supongan las reformas. De la misma manera, proporciona una ayuda para adaptar el domicilio a las nuevas necesidades de movilidad reducida de la persona afectada o adquirir uno nuevo en su caso.

  1. Otras ayudas: complemento por defunción, formación para el cuidado de personas y cobertura de gastos hipotecarios

Las personas que se encarguen del cuidado de los trabajadores en situación de gran invalidez a causa del accidente o enfermedad laboral también pueden beneficiarse. En este caso se les ayudará con cursos de formación destinados al cuidado a la atención de la persona afectada.

En caso de defunción del autónomo, también existe un complemento para la persona que legalmente suceda en sus derechos al trabajador fallecido. Eso sí, esta persona debe haberse hecho cargo de los gastos de sepelio.

Finalmente, los autónomos que hayan sufrido un accidente laboral que les ha supuesto la pérdida del empleo también pueden acogerse a esta ayuda. La reserva les permitirá cubrir los gastos de alquiler y los créditos hipotecarios durante el año siguiente al accidente.

Quote Reserva Asistencia Social

¿Quién se puede beneficiar de las prestaciones?

La resolución distingue todos los posibles beneficiarios de las prestaciones complementarias otorgadas en el marco de la Reserva de Asistencia Social:

  • El autónomo afectado que sufra daños derivados directamente de un accidente de trabajo o enfermedad profesional. No obstante, como ya hemos mencionado, debe acreditar adecuadamente su situación.
  • El cónyuge o la pareja de hecho y los hijos del autónomo afectado. En el caso del cónyuge, no es necesario que tenga derechos sucesorios, siempre y cuando convivan juntos y esto sea demostrable.
  • Si hay ausencia de cónyuge e hijos, los siguientes beneficiarios serían los nietos del autónomo. A falta de ellos, sus padres. En ambos casos se exige también la existencia de una unidad de convivencia.
  • En el caso de la prestación de auxilio por defunción, cualquier familiar con derechos derivados del afectado y que haya sufragado los costes del deceso podrá solicitar la ayuda.

La Asociación de Trabajadores Autónomos impulsó hace dos años esta iniciativa en la Comisión de Prestaciones especiales de Mutua Universal, de la que forma parte. De hecho, desde ese momento, los autónomos que trabajaran con esta mutua ya podían acceder a estas ayudas. Desde el 1 de enero del 2020, la Seguridad Social la ha hecho suya, incluyendo en el catálogo de ayudas que deberán asumir todas las mutuas.

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los artículos en tu email.